El baúl de Pandora

Reservado para los que deseen abrir su mente


Deja un comentario

Fiestas

En medio de Aragón, oscuro y solitario
Acompañado de la tenue luz de la luna
El frío golpea mi cara, la sospecha mi espalda
Llevo solo un viejo diario de la infancia, largo tiempo olvidado
Y un maletín de pasta, de donde solo cabe duda

Llevo una vieja motocicleta y una chaqueta de pana
Trate de dejar atrás la sospecha, y las sábanas de lana
La joven ahora pálida, ahora cubierta de rosas
Pues si yo no hice rojas sus sábanas, el diablo se lleve a quien lo hizo.
Pues era bien hermosa, pues grande era su hechizo.

En el fondo de la negra noche, en el oscuro océano
En la quietud de la noche negra, en la soledad de los campos de trigo
Destacó una luz deslumbrante, una luz en el horizonte
Busqué algo de vida, algo que me de abrigo
Y en medio de la noche, una voz lejana me dijo
“Disfrute de nuestras fiestas”

Había cánticos, bailes y fandango
Y muchachas, mozos y vacas
Bailando toda la noche
Celebrando con alegría

Yo pedí una copa, un vino de la tierra
Y un viejo me dijo
“Tenemos auténtica cosecha este año,
Buena uva de ramo”

Y antes de las doce, tendrían una cena
“Tranquilo, chico, tu eres nuestro invitado hoy
Toma asiento, y descansa”
Me dijeron bellas muchachas.

No habia cochinillo, ni vaca ni lechazo
Solo un gran olor, y el sonido del afilador
Pregunté que se celebraba, y ella me dijo
“Es la mayor fiesta desde el ’36
Los jovenes se fueron y ya no podrán volver,
Toma asiento, bebe agusto
La fiesta acaba de empezar
Y jamás la vas a abandonar”

Anuncios